Legalización de la marihuana en España

El Cannabis lleva miles de años compartiendo vida con el ser humano. Los primeros contactos que se pueden datas son de la prehistoria, cuando esta planta se utilizaba para rituales espirituales, extraer el aceite de sus semillas, o como fibra textil. Su origen está en las cordilleras del Himalaya, en Asia, sin embargo no sabemos demasiado sobre esta planta debido a su potencial psicoactivo. La legalización de la marihuana (en España, y en el mundo) se lleva luchando desde principios del siglo XX. Se ha criminalizado y tratado como droga peligrosa por todo el mundo. No obstante, empezamos a descubrir que otras sustancias, catalogadas como drogas; como el tabaco y el alcohol, pueden resultar más perjudiciales a corto, medio y largo plazo.

En España, la situación con la marihuana es bastante extraña. No es ilegal, pero no puedes fumarla en espacios públicos ni plantarla a la vista. Técnicamente, se encuentra ‘descriminalizada‘ ya que su consumo es legal siempre y cuando permanezcas en tu domicilio o estés en una asociación cannábica. En cuanto a la producción, puedes cultivarla en tu casa, siempre y cuando no se puedan ver desde la vía pública, y siempre alegando que son para auto-consumo. La venta ilegal de la misma está totalmente prohibida, y conlleva penas de prisión y multas muy altas por tráfico de estupefacientes.

Una doble moral a la hora de catalogar esta planta, ya que no está criminalizada, pero la mera tenencia de la misma es constitutivo de delito. Por lo tanto, queremos aclarar todo el debate generado al respecto: desde la legalidad en nuestro país, los antecedentes y la posible llegada de la legalización, fomentada por la situación económica actual. En este post vamos a intentar arrojar luz al tema más tabú: la legalización de la marihuana en España.

Legalidad sobre el cannabis en España

La Ley Mordaza (2015), normativa muy criticada por mucho sectores y colectivos de nuestro país, es la encargada de gestionar este aspecto:

  • Es legal consumirla en espacios privados o clubs.
  • En la vía pública no lo es, y te arriesgas a recibir una multa de 601€.
  • Su cultivo no tiene una normativa específica, pero no tendrás problemas siempre que sea en el ámbito privado y no se pueda ver desde la vía pública.
  • Evidentemente, sólo se puede cultivar para auto-consumo, aunque no hay una variedad o tamaño estándar que defina si lo es o no (Art. 36.16, Ley Mordaza).
  • La posesión de marihuana no está penada en espacios privados (casa o clubs) siempre para un uso personal y no tráfico (penado con 3-4 años de cárcel).
  • Ser portador de marihuana en la vía pública no es delito siempre que no superes los 100 gr por persona. De lo contrario, puede suponer multas de entre 601 y 10.400€.
  • No obstante, en la vía pública te pueden aplicar una sanción administrativa por alteración del orden público (una multa).
  • Comprar marihuana como tal, es ilegal en España.
  • Las asociaciones pueden abastecerte por una cuota mensual (normalmente son 60 gr al mes).
  • Plantar marihuana en tu domicilio no es legal, técnicamente. No obstante, podemos hacer uso de algunos derechos de la Constitución Española para evitar problemas legales.
    • Art. 18 y Art. 22: Derecho a la intimidad y Derecho a la Asociación. Siempre que respetemos lo anteriormente mencionado, podremos cultivar en nuestro domicilio, o acudir a asociaciones.

Legalización de la marihuana para uso medicinal

En España, sólo se puede proporcionar ‘marihuana’ con prescripción facultativa en casos muy especiales. Los pacientes de Esclerosis Múltiple pueden pedir a su médico el medicamento Sativex (el único legal en España, valorado en 300€). Su médico tendrá que pedir permiso a la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios, alegando un uso compasivo para paliar los terribles dolores. Todo esto, teniendo en cuenta los beneficios médicos de la marihuana rica en CBD, que puede ayudar a calmar los dolores físicos, las náuseas, migrañas, falta de apetito y relaja la mente.

Hasta ahora, la única forma para acceder a la marihuana en nuestro país es; desde el cultivo en casa, con todas las restricciones que supone, y las asociaciones cannábicas. Evidentemente, la gran mayoría de consumidores recurre al mercado negro, que se lleva la mayor parte de beneficios por el tráfico de esta planta. Las asociaciones cannábicas se encargan de abastecer y distribuir la marihuana a sus socios, de la forma más legal posible. Estos clubs tienen más restricciones que otros, siendo en muchos casos inviable su funcionamiento. Un buen ejemplo es Barcelona, que tiene el mayor número de asociaciones de España, y han regulado su distribución y aforo para hacerlo más viable.

Argumentos a favor de la legalización de la marihuana

Otro de los estigmas de la marihuana ha sido su vinculación con la delincuencia. Esto viene derivado del pasado racista en Estados Unidos, donde los afroamericanos eran detenidos 6 veces más que los blancos, siempre por un supuesto uso de cannabis. También, la asociación de esta droga a los “rojos, comunistas, hippies y descerebrados”. Es palpable el peso de la cultura norteamericana en esta droga, donde en muchos estados es legal. Pero volviendo a España, no es comprensible como los políticos no abren siquiera el debate sobre legalizar esta droga. Y por el contrario, hemos asimilado con total normalidad el uso frecuente (por no decir diario) del tabaco y el alcohol.

Existen múltiples estudios a nivel global sobre la diferencia entre el tabaco y el alcohol con la marihuana:

  • La Fundación Beckley se dedica a concienciar sobre el uso correcto de las drogas y los problemas que pueden derivar de ello. Esta organización presentó un estudio (2008) comparativo sobre las muertes relacionadas con el tabaco y el alcohol y las relacionadas con la marihuana.
    • El resultado fue: 2 muertes relacionadas con la marihuana en todo el mundo, frente a las 150.000 personas fallecidas EN REINO UNIDO, relacionadas con el tabaco y el alcohol.
  • Otro estudio, del Washington Post en 2015, situaba al tabaco y el alcohol como unas sustancias 100 veces más dañinas y peligrosas que la marihuana.
  • También, la revista Scientific Reports asegura que los riesgos de la marihuana han sido sobrevalorados en el pasado, mientras que se han infravalorado los del alcohol.

Pros y contras de la legalización de la marihuana

Una consideración que debería tomar el Estado español es abordar el tema de las drogas desde la concienciación, y no desde la persecución y la prohibición. De esta forma, tratarían a la sociedad como adultos. Y si se consigue una sociedad consciente de los riesgos de cada droga, tendremos una población más libre y responsable. Todas son drogas, y todas deben ser controladas. Eso no quitan que podamos hace un uso responsable, ya que erradicarlas es prácticamente imposible. Desde el punto de vista antropológico, las drogas forman parte de nuestra cultura, de nuestra sociedad. Es un proceso de crecimiento, y en algunos casos ayudan a conectar con las personas, a modo de rito de iniciación o de conexión. El hecho de decir que tomas tabaco “cuando sales”, o el “ir a tomar una caña”, son actos sociales que incluyen el uso de drogas.

La legalización de la marihuana y la crisis del COVID-19

La legalización de la marihuana en España es un debate moral, social y ético que debemos abordar, pero también existen otros matices que hacen de la marihuana un producto de oro. La situación actual, causada por la epidemia de la Covid -19 ha agravado la crisis económica ya existente en nuestro país. Estamos rozando unos niveles de paro cercanos a la de la crisis del 2008/10, que hace medio año daba sus últimos coletazos.

Una posible solución a esta crisis sería la legalización de la marihuana con fines medicinales (como mínimo), y recreativos. Ya que, según un estudio de 2018, creado por la Unidad de Políticas de Drogas del Servicio de Psicología de la Universidad Autónoma de Barcelona (UAB): con la legalización de la marihuana en España, podríamos ingresar más de 3.300 millones de euros a las arcas públicas. Todo en concepto de impuestos y Seguridad Social. Y no sólo eso, sino que podría crear más de 100.000 puestos de trabajo para abastecer la demanda.

España: un país con posibilidades como productor

Con estos datos encima de la mesa, avalados por una de las mejores universidades de Europa, y con otros estudios creados por organismos europeos y mundiales, todavía parece increíble que no se regularice. España reúne muchos de los requisitos para producir marihuana de gran calidad, en campos dentro del país, sin depender de externos. En cierto modo es una lucha similar a la de las energías renovables. Se trata de un cambio en el paradigma económico, en el modelo de financiación y en poner fin a la dependencia de sectores como el turismo, que con la crisis del Coronavirus ha dejado al país en una situación crítica.

Evidentemente, este debate lleva presente muchos años en la sociedad, y cada día parece más claro que tiene que dar el salto a ser tema de actualidad. ¿Qué pensáis? ¿Debería España legalizar la marihuana? ¿Sólo la medicinal? ¿O también la recreativa? Esperamos que este post os haya servido para entender la actualidad de la legalización de la marihuana en España, y todos los condicionantes que complican su proceso. Hasta la próxima.

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 9 Promedio: 4.3)