Desinfección con ozono para combatir Coronavirus

Estamos en tiempos de incertidumbre, con nuevos acontecimientos al alcance cada instante para todos aquellos con conexión a Internet. Hablamos, claramente, de la situación actual del coronavirus, conocido como COVID19, que está asaltando el mundo entero en distintas medidas, siendo España uno de los focos mundiales ahora mismo. Durante estos acontecimientos, muchos hospitales e instalaciones están utilizando métodos como desinfección de ozono para poder combatir el coronavirus, y ha resultado ser realmente efectivo.

¿Qué es el coronavirus?

Técnicamente, coronavirus es un término que se aplica a un amplio número de enfermedades, desde el resfriado de toda la vida hasta el SRAS (Síndrome Respiratorio Agudo Severo). Este coronavirus en particular, llamado oficialmente por la OMS COVID-19, es un virus nuevo que no se había encontrado previamente en seres humanos.

Sabemos que muchas formas del coronavirus son fáciles de tratar, aunque durante los últimos 20 años el mundo ha experimentado dos brotes fuertes de distintos coronavirus; SRAS-CoV en el 2002, originaria de China, y MERS-CoV en 2012, detectado en Arabia Saudita por primera vez; ambas presentaron menos casos que el COVID-19.

Síntomas del coronavirus

desinfeccion con ozono - mascarillasLos síntomas más frecuentes del COVID-19 son tos seca, cansancio y fiebre, aunque se pueden presentar congestión nasal, mocos, dolor de garganta y diarrea también; suelen ser síntomas leves, e incluso hay gente que puede infectarse y no presentar ninguna síntoma.

Se transmite a través de las pequeñas gotas expulsadas al toser o estornudar, permaneciéndose durante un tiempo en las superficies. Tiene una tasa de mortalidad bastante más baja que los anteriores brotes de coronavirus, aunque sí que afecta directamente a varios grupos que se consideran de riesgo:

  • Las personas mayores de 65 años
  • La gente que padece enfermedades pulmonares o asma.
  • Las personas inmunocomprometidas, incluyendo aquellas  que están recibiendo tratamiento para el cáncer.
  • La gente con obesidad severa o ciertas condiciones médicas subyacentes como el diabetes o enfermedad renal.
  • Las personas embarazadas se consideran de riesgo también, debido a su facilidad de contagiarse con enfermedades virales, aunque a día de hoy no se ha registrado ningún aumento significativo.

Coronavirus en España

Actualmente, el día de redacción de este artículo, España está en estado de alarma para poder luchar contra la expansión del coronavirus, siendo uno de los países más afectados junto a China e Italia. Este estado de alarma conlleva varias medidas que debe tomar la población para ayudar a frenar el avance del virus, las cuales se pueden leer en el BOE publicado por el gobierno.

Estas medidas se deben tomar para intentar frenar la curva de la infección; si no lo podemos controlar, se contagiará demasiada gente y acabaremos saturando al sistema sanitario, los cuales también se podrán infectar. Una de las medidas que se están tomando para frenar la curva y desinfectar muchísimos establecimientos, incluyendo hospitales, es la de la desinfección con ozono.

Desinfección con ozono | Combatiendo el COVID-19

Se sabe desde hace mucho tiempo que el ozono (O3) es capaz de desinfectar salas grandes, siendo la misma OMS que confirma que es uno de los desinfectantes más eficaces para cualquier tipo de microorganismo; el ozono funciona mediante la oxidación de las moléculas con las que se encuentra, incluyendo las moléculas de virus que pueden permanecer en superficies.

El uso de generadores de ozono, también conocidos como ozonizadores, no es de extrañar en algunos sectores; se utilizan hasta en la industria alimenticia para desinfectar agua y carne, además de mantener desinfectado almacenes, máquinas, equipos e instalaciones de la industria. Esto es porque el gas es capaz de oxidar y destruir bacterias y virus de todo tipo en meros minutos, siendo increíblemente eficaz.

Ahora mismo, la demanda por conseguir generadores de ozono ha subido en creces, siendo utilizados por bomberos y por la policía para desinfectar coches, además de los métodos de transporte tanto público como los taxis después de transportar a personal de sanidad. Los generadores de ozono llevan utilizándose en Italia también desde que empezó a expandirse ahí para desinfectar salas de pacientes y hospitales.

Desinfección con ozono | ¿Qué es un ozonizador?

El ozono consiste en un gas natural que está compuesto por tres átomos de oxígeno (O3); un generador de ozono, u ozonizador, se encarga pasar el oxígeno del aire entre dos electrodos, rompiendo el enlace de los dos átomos que componen el oxígeno, haciendo que se crea un tercer átomo, creando así gas de ozono.

El ozono resulta ser bastante inestable, por lo tanto suele adherirse a cualquier cosa para intentar recuperar esa estabilidad. Esto quiere decir que es una sustancia oxidante, capturando electrones que forman parte de otras moléculas. Con suficiente concentración de ozono durante un tiempo determinado, es capaz de desestabilizar otras moléculas tanto como para destruirlas (oxidarlas) totalmente.

Esta oxidación resulta acabar totalmente con cualquier microorganismo, incluyendo las bacterias y los virus, aunque no suele ser dañino para humanos en concentraciones bajas; respirado en cantidades grandes, el gas de ozono puede causar irritación y picor en la garganta y en los ojos. Esto suele ser temporal, desapareciendo al respirar aire limpio y fresco después de un rato. Teniendo esto en cuenta, sigue siendo un producto que daña y destruye moléculas, por lo tanto su uso conlleva una serie de precauciones.

Cómo usar un ozonizador para desinfectar casas y vehículos

Para que el ozono sea un desinfectante efectivo en cualquier sala o habitación, el sitio a desinfectar tiene que estar totalmente cerrado durante el proceso sin que nadie permanezca dentro. Tendrás que introducir el ozono a la habitación sin dejar ninguna apertura.

Tendrás que realizar unos cálculos para saber cuánto ozono necesitas producir y durante cuánto tiempo; hay varias instituciones que proponen valores máximos de exposición al utilizar un ozonizador, siendo el de la OMS unos 120µg/m3 ó 0,6ppm durante un periodo de 8 horas como máximo, manteniendo la sala o la habitación totalmente cerrada. El ozono es capaz de durar unos 20-60 minutos, dependiendo del ambiente, y debido a su inestabilidad siempre acaba revirtiéndose en oxígeno normal.

Como hemos dicho anteriormente, se puede utilizar para desinfectar y destruir moléculas de virus y bacteria. También se utiliza para eliminar olores de todo tipo, oxidando sus moléculas; los generadores de ozono siempre han sido útiles, aunque ahora mismo están siendo imprescindibles y necesarios en muchos establecimientos de riesgo alrededor del mundo para combatir el contagio del COVID-19.

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 1 Promedio: 5)