5 empresas que cultivan cannabis en España

El cannabis medicinal es algo que podría ser legal en España en un tiempo no muy largo, cada vez son más las organizaciones ciudadanas e incluso partidos políticos que exigen una regularización, ya que sus beneficios están más que demostrados. Aunque la mayoría desconozca este dato, los cultivos de cannabis por parte de grandes empresas ya se realizan desde hace unos en España, ciertas empresas ya cuentan con un permiso expedido por el gobierno de España que les autoriza a cultivar cannabis, aunque sea únicamente con fines de investigación. En la actualidad existen 5 empresas que cultivan cannabis en España, cada una con un fin diferente, aunque todas con idea de potenciar las propiedades medicinales de esta planta.

El terreno cubierto por estas empresas en la actualidad para cultivar cannabis asciende a 2.000 hectáreas, aunque solamente la empresa Alcaliber, domina 1085 hectáreas de estos cultivos. El territorio restante queda repartido entre la Universidad Politécnica de Valencia y empresas CIJA-Preservation, DJT Plant Spain y Phytoplant Reseach. Las solicitudes recibidas para conseguir una autorización de este tipo ascienden a más de 160, aunque la Agencia Española del Medicamento no ha declarado cuantas licencias piensa conceder.

Alcaliber es una empresa experimentada en el cultivo de Papaver Somniferum (adormidera), que cuenta con una licencia especial del gobierno español para cultivarla, y lleva más de 40 años desarrollándola. Son líderes en producción mundial de morfina y de tebaína, convirtiéndose en una reconocida farmacéutica a nivel mundial.

La licencia obtenida le permite mantener una zona dedicada al cultivo de cannabis superior a la de cualquier otra empresa, dándole la opción de realizar cultivos de cannabis de miles o incluso millones de plantas. Como ya comentamos en otro post, Alcaliber ha firmado una alianza internacional con Canopy Growht Corporation, el cual le suministrará genéticas con concentraciones de cannabinoides totalmente diferentes, para que Alcaliber desarrolle y distribuya en varios países.

Phytoplant Research es una empresa especializada en el desarrollo e investigación de plantas con fines medicinales, y en la extracción y fabricación de aceites y demás extracciones con principios activos naturales específicos. Cuenta con un increíble laboratorio donde desarrolla la hibridación de nuevas genéticas, basándose en la selección y descarte de los fenotipos, mediante el estudio del ADN (ácido desoxirribonucleico) y ARN (ácido ribonucleico) de las plantas.

En el caso del cannabis su objetivo ha sido potenciar el cannabinoide CBG, han patentado una técnica de desarrollo propia, con la que conseguir altas producciones de este cannabinoide con altos usos medicinales. Anteriormente para obtener este cannabinoide se utilizaban técnicas cromatográficas, las cuales requerían un gran coste de producción. La dirección afirma que en caso de obtener una licencia de cultivo en exterior como la obtenida por Alcaliber, aumentaría la calidad y velocidad de sus resultados, aunque comprenden que es una normativa estricta y el permiso es casi imposible de conseguir.

CIJA-Preservation y Plant Spain son 2 empresas dedicadas a la investigación clínica y farmacológica, que prefieren mantener en anonimato, el tipo de pruebas que realiza con estas plantas. Cabe decir que la Agencia del Medicamento no suele ofrecer una gran información cuando se le pregunta por el cannabis medicinal, y que toda pregunta queda respuesta con evasivas que no aclaran nada. Cualquier dato no autorizado revelado por accidente por alguna de estas empresas, podría acarrear la retirada de la licencia, por lo que es comprensible su silencio.

La Universidad Politécnica de Valencia, cuenta con propósito muy diferente, como es el de desarrollar una variedad de marihuana propia, con un nivel de THC inferior al 0,2%, el límite legal en España. Una variedad que cumpliera este requisito, pero que a su misma vez mostrara unos elevados niveles de CBD, podría causar una auténtica revolución del uso del cannabis medicinal en España. Al consumirla únicamente aprovecharían sus propiedades medicinales, sin sentir ningún efecto psicoactivo, lo que permitiría a su consumidor continuar con sus tareas diarias.

Para realizar estas pruebas, disponen de una sala de 10m² dedicada al cultivo, a la que únicamente tienen acceso los investigadores del proyecto. En esta sala pueden mantener hasta 100 cepas en periodo de crecimiento, las cuales deben de seleccionar muy minuciosamente, ya que únicamente pueden hacer florecer a 20 cepas a la vez. Al finalizar la cosecha, deben esperar unos días hasta que el producto este seco y analizar su concentración de cannabinoides, para reducir los niveles de THC, generación tras generación. Una vez cortada, secada y analizada, son los propios investigadores los que tienen que trasportar todo el producto sobrante a la Guardia Civil para su destrucción, siempre acompañados de una autorización para evitar posibles problemas durante el trayecto.

Cuantas más empresas acaben investigando en España, mayor será el conocimiento general sobre esta planta y más fácil será su legalización. De momento esperamos conocer los resultados de estas empresas, que pueden marcar un primer paso, hacia una legalización del cannabis medicinal.

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 8 Promedio: 3.6)