Es bastante común conservar la marihuana durante meses, por eso muchas veces al abrir los envases en los que se ha guardado se encuentra ya demasiado seca. Aunque el aspecto no sea el esperado, no hace falta tirarla. Si bien nunca llegarán a tener las mismas propiedades, se pueden hidratar cogollos secos para recuperar parte de su calidad mediante diferentes trucos caseros y productos.

Una de las amenazas que surge con el almacenamiento del cannabis es la aparición de moho, el cual echa a perder el producto. Sin embargo, la marihuana reseca puede resultar muy molesta si no se toman medidas para contrarrestar o intentar impedir a tiempo.

¿Por qué se seca el cannabis?

Los motivos principales son dos. Puede deberse al tiempo que lleva almacenado o a como se haya guardado. Normalmente sucede en climas más secos, cuando se almacena en entornos con poca humedad y altas temperaturas.

También depende de cómo se haya realizado el proceso de secado. Por este motivo, es importante recordar que el cannabis se seca de fuera hacia adentro, provocando muchas veces que las hojas estén secas mientras el interior del cogollo y los tallos continúan reteniendo mucha agua. Un truco para saber el nivel de humedad en el que se encuentra la planta es romper el tallo.

Cuando una planta se corta para secarla, poco después pierde rigidez y dureza, de modo que el tallo no se rompe, solo se dobla. Es una señal de que se debe seguir secando. En cambio, si se rompe quiere decir que está lo suficientemente seco.

Hidratar cogollos

¿Cómo hidratar cogollos secos?

Existen múltiples técnicas para recuperar la humedad pérdida por los cogollos, si bien algunas son más rápidas que otras. Dependiendo del tiempo que se disponga se puede elegir entre algunas de las siguientes opciones para hidratar el cannabis. 

Remedios caseros

Estos métodos pueden ayudar a recuperar los cogollos resecos en cuestión de horas. Una buena opción para todos aquellos que quieren conseguir resultados inmediatos. Algunos de ellos son:

  • Cáscaras de naranja o piel de manzana

Entre los remedios caseros más utilizados se encuentra el uso de pieles de diferentes frutas. Con este sencillo método se pueden obtener resultados increíbles en cuestión de horas. Uno de los más famosos es el uso de las pieles de naranja, aunque también se puede hacer con la manzana. 

Para ello se introducen las pieles de naranja junto al cannabis en un envase de vidrio cerrado durante unas horas. Mediante esta fórmula no sólo se hidrata, sino que si utiliza la piel de naranja también proporcionará un sutil sabor a cítrico.

No obstante, si se deja demasiado tiempo puede causar una hidratación excesiva, y por tanto, la aparición de moho, siendo importante recordar sacarlas a tiempo. Al cabo de unas horas se puede observar cómo ha recuperado de nuevo su aspecto fresco.

Piel de naranja

Algo similar sucede con las hojas de lechuga, aunque en este caso habrá que envolverla en papel de cocina  para evitar que se peque al cannabis. Para aquellas personas que no tengan estos alimentos a mano, pueden optar por rebanadas de pan de molde blanco, siguiendo el mismo proceso. En este caso habrá que tener cuidado con la proliferación de moho, ya que la levadura puede propiciar su aparición.

  • Papel de cocina y algodón

En el caso de no tener ninguno de los ingredientes que se han nombrado anteriormente, bastará con cortar un trozo de papel de cocina o la bola de algodón y humedecerlo. Se sitúa el papel de cocina en la parte superior del recipiente y se tapa.

Este proceso requiere extremar el cuidado para que el papel no roce los cogollos, porque pueden pegarse. Una forma de evitar que se peguen es colocando el papel en una bolsa de plástico con orificios pequeños para que salga únicamente la humedad. Si se utiliza el algodón, se recomienda rodearlo con un papel de aluminio al que previamente se le hayan realizado orificios.

Se incluye el material en el bote con los cogollos y se deja actuar durante unas horas. Para obtener un mejor resultado, se puede continuar realizando esta técnica durante varios días.

Es una técnica muy utilizada cuando se trata de grandes cantidades de cannabis seco porque funciona como una bomba de humedad que se transfiere a los cogollos.

  • Introducir con cogollos recién cosechados

Una de las mejores formas de hidratar aquellos que estén más secos, aunque puede tardar semanas. Así pues, se inserta la marihuana vieja con la nueva, dejando que la humedad se reparta entre las flores. Otra de las ventajas es la oportunidad de que se impregne de un nuevo sabor y olor, recuperando parte del aroma perdido.

Productos para hidratar cogollos secos

  • Bóvedas

Estos productos ayudan a auto-regular la humedad para que se mantenga la humedad en el porcentaje elegido en el interior del bote, como por ejemplo la bóveda 62%. Así se consigue conservarla en muy buenas condiciones, además de ayudar al curado de las flores. Actúa regulando la humedad tanto en caso de marihuana más seca, como en aquellos con un porcentaje de humedad muy alto, consiguiendo unas condiciones de curado óptimas.

  • Humificadores

La forma más efectiva de minimizar la deshidratación es creando un entorno perfecto. En lugar de almacenar la marihuana en tarros se pueden adquirir diferentes recipientes con control de humedad incorporado o diferentes humidificadores. Asimismo, se puede controlar la temperatura y la humedad con un higrómetro. 

Humidificadores planta

Otros productos

Para un buen curado de los cogollos y una buena conservación de los cogollos, existen diferentes productos entre los que elegir. Entre ellos se encuentran diversas cámaras refrigeradas. Otro modo de  conseguir una buena curación del cannabis, es con el  uso de cajas de madera de diferentes tamaños, con humidificadores dentro y medidores de humedad para controlar el proceso de curación.

Todas estas técnicas permiten hidratar los cogollos muy secos. No obstante, para impedir estas situaciones se recomienda un buen almacenamiento y un control de la humedad y la temperatura. Una buena conservación puede evitar problemas futuros.

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 3 Promedio: 5)

Erik Collado

Con más de 10 años de experiencia en el sector del cannabis, sus vivencias y aprendizaje son la base del éxito de GB The Green Brand.

Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content
Post Type Selectors

2 respuestas a «Cómo hidratar cogollos muy secos»

Hola,

Este año me he mudado, y he secado mis plantas en un entorno demasiado seco. Tanto que en 7 días ya está todo más que seco. En principio iba a comenzar con el proceso de curado (tarros de cristal con apertura de tapas periódica), pero está tan seco tan todo que voy a tener que rehumedecer mis cogollos. La pregunta sería: ¿lo hago ya mismo, de manera que las flores se rehumedezcan y entonces comience con el curado, o por el contrario sería mejor realizar el proceso de curado y humedecer después?

Alternativamente, ¿sería mejor utilizar uno de los sobres bóveda y no abrir nunca el tarro?

Espero que puedan ayudarme, creo que este año la cosecha ha sido un fracaso! 🙁

Hola buenas, realmente bastaría con que le pusieras sobres bóveda o similar al bote en el que quieras ponerla a curar y dejarla un par de días cerrada; mantendrá una humedad óptima.
Muchas gracias

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *